sábado, 9 de marzo de 2019

Toma de Protesta Comité Ejecutivo 2018-2020 de la AIAM


El pasado 4 de julio del 2018, se tomó protesta al nuevo comité ejecutivo de la Asociación de Ingenieros y Arquitectos de México, siendo elegido como presidente para el periodo 2018-2020 el Ing. Enrique Riva Palacio Galicia.








Discurso de toma de protesta del Ing. Enrique Riva Palacio Galicia Presidente de la Asociación de Ingenieros y Arquitectos 2018-2020


Distinguidos integrantes del Presídium.
Maestro Gerardo Ruiz Esparza, Secretario de Comunicaciones y Transportes, Representante personal del Presidente de la República, Lic. Enrique Peña Nieto, muchas gracias por su presencia y, por favor, sea portador del saludo fraternal de los integrantes de la AIAM al Señor Presidente.
Muy apreciado y distinguido compañero, Dr. Salvador Landeros Ayala, Presidente de la Unión Mexicana de Asociaciones de Ingeniería (UMAI). Su presencia enaltece este evento. Muchas gracias por acompañarnos.
Amigas y amigos ingenieros y arquitectos, les agradezco y les aprecio su presencia…
Asumo con gran responsabilidad el gran honor de ser el Presidente de la Asociación de Ingenieros y Arquitectos de México, que nació hace 150 años y es la agrupación de profesionistas más antigua de América Latina, precursora de todo el movimiento de organizaciones de egresados a nivel superior.
Por eso, que sea esta la oportunidad para reconocerles a todas y todos, la vocación de servicio, la responsabilidad y su valiosa aportación, porque la AIAM ha crecido impulsada por profesionistas ejemplares, como ustedes, que en su tiempo y en su circunstancia, han trabajado y siguen trabajando a favor de nuestra agrupación y del país.
Desde luego, también significa el agradecimiento a cada uno de nuestros comités ejecutivos, y muy puntualmente para Sergio Viñals Padilla y a la Directiva que lo acompañó, por su destacada, comprometida e intensa labor al frente de nuestro organismo. Por su esmero y por su gran entrega, en verdad, muchas gracias Sergio...
Precisamente, por el espíritu que nos caracteriza, la AIAM es una asociación con tradición y prestigio; madura y que con amplia presencia nacional acredita en su ejercicio, capacidad, honestidad y compromiso a favor de las causas de México.
Un motivo de especial satisfacción es que seguimos dando testimonio de unidad, porque si bien conformamos un grupo de profesionistas amplio y diverso, tanto en la administración pública como en la iniciativa privada, somos hombres y mujeres con un claro deber social, ligados desde siempre al esfuerzo productivo y a la voluntad de progreso.
Nuestra asociación tiene la vocación fundamental de servir al país, porque en su esencia convergen diversas disciplinas de la ingeniería y de la arquitectura, que participan lo mismo en el logro de objetivos, que en la realización de proyectos, ejecutando también obras de toda índole, en los ámbitos municipal, estatal y federal, contribuyendo vigorosamente al crecimiento nacional desde cada una de nuestras trincheras.
Por ello, mediante una amplia consulta colectiva entre nuestros integrantes, próximamente habremos de definir el Programa de Trabajo 2018-2020 para seguir fortaleciendo a nuestra organización, el cual va a contemplar inicialmente:
 Llevar a cabo la actualización del Padrón y la Credencialización de los integrantes de la AIAM en todo el territorio nacional.
 Estrechar el enlace con las representaciones estatales y, por supuesto, apoyar la creación de un mayor número de filiales municipales.
 Asimismo, dar forma, ejecución y seguimiento, con la participación de las y los integrantes de nuestra gran Asociación, a una serie de actividades de marcada vocación social.
Igualmente, en nuestro Programa de Trabajo deberá incluir la ruta para compendiar la visión de los agremiados sobre temas como los servicios públicos, la infraestructura, la vivienda, la salud, el transporte, la educación, el campo, las comunicaciones, la industria eléctrica y la petroquímica, la ciencia y la tecnología, entre otros.
Estoy convencido que la planeación imprime solidez, dinamismo y equidad al crecimiento, aglutinando con ello, planteamientos a favor de resolver las demandas y las aspiraciones de los diversos sectores sociales.
Como ingenieros y arquitectos comprometidos con nuestro país, debemos contribuir a las políticas nacionales y locales para la construcción de la infraestructura para el desarrollo: carreteras, puentes y caminos; termoeléctricas y plantas industriales; proyectos hidráulicos e hidroeléctricos; termoeléctricas y plantas industriales; puertos y aeropuertos; redes de electricidad y telefonía; escuelas y hospitales.
Promoviendo, como ya lo hemos hecho, políticas que lograron en su momento que México se convirtiera en una nación mejor integrada y que ahora necesitamos para superar el desafío del desarrollo. Y esto será posible si se pone en primer lugar el interés de largo plazo, que atienda las vocaciones productivas de cada región, para aprovechar mejor cada una de nuestras fortalezas.
Estoy convencido de que los ingenieros y los arquitectos podemos y debemos aportar a este ejercicio de planeación, que sin duda alguna requiere México para seguir avanzando.
Por eso, les propongo que generemos ideas que ayuden a definir caminos y contribuyan a la marcha del país, por lo menos a través de tres caminos:
1. Coadyuvando en los procesos de Planeación del Desarrollo que lleven a cabo las autoridades a nivel nacional, como también en los estados y municipios.
2. Impulsando que nuestros agremiados ocupen posiciones administrativas en los diferentes niveles de gobierno.
3. Vigilando la actuación de los gobiernos federal, estatales y municipales, con el fin de favorecer el puntual cumplimiento de los distintos objetivos que adquirieron con la sociedad.
Compañeras y compañeros:
Hoy como hace 150 años, la AIAM ratifica su compromiso de seguir esforzándose en el desempeño de sus altos cometidos, con el fin de hacer vigente nuestra contribución para aglutinar nuestro trabajo comprometido a favor del desarrollo nacional.
También tengo la certeza de que juntos continuaremos con la tarea y ardua labor de fomentar, transmitir y fortalecer a la ingeniería y a la arquitectura en todo México.
El país tiene en nosotros a unos aliados inquebrantables y estoy orgulloso al decir que los ingenieros y los arquitectos siempre pensamos el futuro en función de planes y programas, de metas y objetivos.
Nuestra formación profesional nos impone a ello. Y, lo más importante, es que siempre cumplimos lo que nos proponemos. Por eso, debemos ayudar a definir la nación que ambicionamos en tres o cinco décadas, con una visión de largo plazo para el desarrollo.
Así es como vamos a contribuir para que nuestro país aproveche mejor sus ventajas comparativas y desarrolle sus ventajas competitivas, ayudando de la mejor manera posible para afrontar los retos que como país tenemos por delante.
Somos una asociación con presencia en todo el país y con grandeza histórica, con fundamentos que nos enorgullecen y con un horizonte abierto al talento y a la creatividad, para cumplir nuestra responsabilidad social, como siempre lo hemos hecho, como lo hacemos ahora, como lo seguiremos haciendo en el futuro.
Y por ello, en este nuevo período, seguiremos acrecentando cada vez más a nuestra organización, con ideas, con propuestas, pero sobre todo con participación, para que juntos continuemos trabajando por el México que todas y todos queremos.
Muchas gracias.